SERVICIOS DIRIGIDOS A LAS FAMILIAS

ALTEA no solo son las personas con autismo, lo son también sus familias, como agentes principales para favorecer su cuidado, así como, el proceso de integración en diferentes ámbitos.

Partiendo de la filosofía cuidar al cuidador, ALTEA ofrece diferentes opciones para las familias de los usuarios asociados:

-Asesoramiento: El asesoramiento a las familias con diagnóstico de Trastorno del Espectro Autista (TEA) y ante cualquier tipo de discapacidad es un servicio indispensable para cualquier asociación de ámbito social y sobre todo en el ámbito de la discapacidad. Todo ello repercute en una mejora en la transición y acondicionamiento del núcleo familiar que favorece la dotación de recursos necesarios, el apoyo psicológico y de la comunidad tras el diagnóstico del autismo. ALTEA ofrece estos servicios en contextos naturales, es decir, asesora a nivel particular en los domicilios de las familias que lo solicitan ya que consideramos que este tipo de apoyos han de realizarse en un entorno cómodo y familiar, además, es en el contexto natural dónde surgirán in situ las necesidades y dificultades.

-Respiro Familiar: El respiro familiar permite a las familias contar con un tiempo de descanso, de ocio para abandonar su vida social, como ocurre en muchos casos. Es por ello que ALTEA, siguiendo la filosofía de “cuidar al cuidador”, ofrecer personal adecuado y formado mediante actividades de ludo-terapias, donde los usuarios se divierten aprendiendo con profesionales, mientras los familiares, pueden dedicar unas horas a realizar cualquier tipo de actividad social que, con el tiempo, las familias abandonan, dada la complejidad social que presenta este trastorno.

-Formación y talleres de padres y madres: ALTEA tiene un gran compromiso en cuanto a la transmisión de información con la finalidad de formar a las familias. Para ello, se dan opciones para que las familias puedan acceder a toda la información sobre el TEA, así como, conocer las complejidades del mismo.

A lo largo del año se organiza diferentes jornadas, ponencias, cursos y congresos enfocadas a la formación de familiares, para ello se suele contar con profesionales cualificados y especializados en diferentes áreas relacionadas con el TEA.

– Convivencias: Las familias de ALTEA en reuniones y convivencias comparten experiencias y conocimientos, todo ello surge con la finalidad de ayudarnos los unos a otros. ALTEA propone trimestralmente reuniones para compartir acompañados de nuestro equipo de terapeutas, esto les ayuda a sentirse parte de algo, además de apoyados y arropados. En definitiva, sentir que ya no están solos, somos una gran familia.